Qué ver en Nara en un día, la ciudad japonesa de los ciervos

Indice de contenidos

La que fuese capital de Japón es una de las urbes más interesantes que visitar en una excursión de un día desde Osaka o Kioto. Hay muchos templos y santuarios que ver en Nara, aunque seguro que quieres ir para conocer a sus adorables ciervos sika.

Qué ver en Nara, la ciudad de los ciervos sika
Qué ver en Nara, la ciudad de los ciervos sika
cómo ir a nara

Cómo llegar a Nara: es súper fácil ir en tren (incluido en JRPass) a Nara desde Osaka o Kioto. Es una excursión perfecta para pasar el día. Si lo prefieres, puedes ir en este tour guiado con salida desde Kyoto o este privado desde Osaka.

internet en japon

Para ir comprobando los distintos puntos creo que es básico tener internet durante tu ruta por Japón. Yo llevaba esta e-Sim de Holafly con gigas ilimitados que te dejo con descuento.

Imprescindibles que tienes que visitar en Nara en un día

Como avanzaba, todo el mundo quiere visitar Nara en Japón porque sus cervatillos son una auténtica monada (aunque ojo, que también hay muchos en Miyajima). El hecho de que esté tan a mano desde las ciudades principales también la hacen muy atractiva para pasar el día. Esto unido a sus aires tradicionales y al conjunto de edificios religiosos que alberga, la hacen una apuesta segura.

Aquí tienes todo lo que ver en Nara en una jornada:

Calle Sanjo Dori y Naramachi

La calle que va desde la estación de JR de Nara hasta los primeros templos está repleta de comercios y locales interesantes. Si no has desayunado (o si sí también, qué diantres) te aconsejo que pruebes el melon pan de Melon de Melon, qué cosa más rica. Creo que de los pocos dulces japoneses que me encandilaron.

Probar el melon pan es una obligación
Probar el melon pan es una obligación

Aunque si hay un sitio en la calle que roba todo el protagonismo, ese es Nakatanidou, una tienda de dulces donde puedes vera los pasteleros en acción dándole a la masa con un mazo gigante. El barullo que se forma es una locura.

En la misma zona pero detrás, para la vuelta anótate el barrio tradicional de Naramachi con casas tradicionales de madera, la cafetería Sakura y la calle cubierta (por si llueve) Higashimuki.

Templo Kofuku-Ji

El primer monumento que ver en Nara es este templo budista Patrimonio de la Humanidad por la Unesco con su llamativa pagoda de cinco pisos. En su momento estuvo compuesto por más de un centenar de edificios que fueron trasladados a Nara desde Kioto en el siglo VIII. De los mismos por desgracia se cuentan con los dedos de una mano los que nos han llegado a la actualidad.

El complejo es gratuito, pero la Sala del Oro (con una estatua de Buda de madera) y el Museo del Tesoro Nacional (con piezas de arte budista) son de pago.

Qué ver en Nara: su pagoda de cinco pisos
Qué ver en Nara: su pagoda de cinco pisos

Parque de Nara

El Parque de Nara es enorme (500 hectáreas) y es donde campan a sus anchas la mayoría de ciervos de la ciudad. Estos animales fueron considerados enviados de los dioses antaño y hoy día son patrimonio nacional.

Hay más de un millar de estos pequeñines, y aunque en muchos lugares venden galletitas especiales (sembei) y tal, ya sabes que mi opinión es: ni tocar, ni alimentar. Eso sí, se te van a acercar ellos solitos así que harás fotos chulas.

Los ciervos del Parque Nara
Los ciervos del Parque Nara

Pero el de Nara no es un parque cualquiera, porque en sus dominios reúne un montón de templos interesantísimos, así que básicamente no vas a salir de él en todo el día. No te pierdas el mirador de Ukimido, en una plataforma flotante.

Cuando yo fui además había una festival gastronómico con muchísimos puestos de comida y había un ambientazo.

Templo Todai-ji y su gran Buda de Bronce

Este templo, también conocido por el nombre de su salón principal Daibutsu-den, es una espectacular construcción mastodóntica de madera del siglo VIII que alberga un también gigantesco Buda sentado de 15 metros de altura en bronce. Cruza su puerta Nandaimon porque es uno de los templos más bonitos de todo Japón sin duda alguna y el edificio en madera más grande del mundo.

El Gran Buda de bronce de Nara
El Gran Buda de bronce de Nara

Un detalle a no perderse es el pilar de madera que tiene un agujero en la base (bastante estrecho) que representa el orificio nasal de Buda. Dicen que si eres capaz de pasarlo, Buda te bendecirá y guiará por el camino de la iluminación. Es divertidísimo ver a la gente haciendo contorsionismos para caber por él.

Fosa nasal de Buda en la columna
Fosa nasal de Buda en la columna

La entrada al interior es de pago pero merece muchísimo la pena.

Jardines Yoshikien

Muy cerca quedan unos coquetos jardines cuya entrada es gratis llamados Yoshikien Gardens. Son pequeñitos, pero albergan un estanque, una casa de té, un jardín de musgo y otro de flores. Reciben este nombre por el cercano río Yoshikigawa.

Jardines que visitar en Nara es un día
Jardines que visitar en Nara es un día

Al lado hay otro jardín llamado Isuien que sí que es de pago, nosotros no entramos, pero tiene una colección de porcelana interesante.

Santuario Kasuga-Taisha

Los cervatillos te conducen hasta la entrada de este santuario sintoísta en pleno bosque, guiados por una hilera de lámparas de piedra. Es el más grande que ver en Nara.

Además de llamar la atención por su color rojo, es muy conocido por la colección de farolillos de oro y bronce (llamados tōrō) que contiene; para verlos hay que pagar una entrada.

Santuario Kasuga-Taisha
Santuario Kasuga-Taisha

Durante las fiestas de Setsubun (febrero) y Obon (agosto) Mantoro son iluminados cada año, aunque si quieres ver el efecto cualquier otro día, podrás acceder a una estrecha salita que está repleta de ellos.

Farolillos iluminados en el santuario
Farolillos iluminados en el santuario

Otras cosas que ver en Nara

– Otros templos que visitar en Nara: Sangatsu-do, Nigatsu-do, Wakamiya

Okumura Conmemorative Museum: lleno de fotos antiguas de la ciudad, puedes vivir experiencias tan curiosas en él como sentarte en una silla que simula un seísmo.

Palacio Heijo: ruinas del palacio imperial que ver en Nara, protegidas por la Unesco.

Museo Nacional de Nara: es uno de los cuatro museos nacionales de Japón y está centrado en arte budista.

Otros lugares que ver en Nara en un día
Otros lugares que ver en Nara en un día

Dónde comer en Nara

Ya he hablado de algunos de sus dulces pero seguro que en medio de tanta caminata entre templos te da hambre, así que te voy a hablar de un sitio que está genial ubicado y que te recomiendo para comer en Nara:

Soba Dokoro Kitahara

Justo al lado del Templo del Buda Dorado tenemos un restaurante en una casita tradicional de una planta que es una monada. Está especializado en soba (fideos) y los sirven calientes o frío, con acompañamientos como tempura de verduras y gambas.

Hay mesas normales y bajitas sobre tatami. Está todo muy rico y es muy bonito, eso sí, se forman unas colas de justicia.

Dónde comer en Nara fideos soba
Dónde comer en Nara fideos soba

Como puedes comprobar hay mucho patrimonio interesante que ver en Nara así que no dejes de visitarla si estás viajando por Japón.

Deja tu comentario

* Al utilizar este formulario, usted acepta el almacenamiento y el manejo de sus datos en este sitio web.

Indice de contenidos

Sobre mí: CLAUDIA CAMPOS

Hola, soy Claudia, sevillana y aventurera nata. Desde hace algún tiempo, viajar además de ser mi pasión, es también mi profesión. Me encantan la gastronomía y las fotos bonitas.

Últimos POST de VIAJES publicados: